Prueba Nissan Leaf 30 kWh: Día 1 Toma de contacto

Nissan Leaf - HGP

Una semana para debatir el tabú del coche eléctrico, Nissan Leaf

El Nissan Leaf es la apuesta de Nissan por la movilidad sostenible, un coche de Zero Emissions perfecto a simple vista para la ciudad. Pues hoy tengo por delante una semana para saber lo que es el coche 100% eléctrico y hacer una vida cotidiana para ver de que es capaz este vehículo. La pregunta que todos nos hacemos es sencilla, ¿es capaz el coche eléctrico de sustituir al petroleo? esta semana lo veremos.

Primero de todo, iremos al concesionario de Nissan de Molins de Rei a recoger el Leaf. Después de todo el papeleo, nos dirigimos a buscar el coche, al fondo se encuentra nuestra unidad. El un coche peculiar, con un diseño diferente al resto de la gama de Nissan, viene con un color rojo y unos vinilos en los laterales donde podemos ver su autonomía y de paso hacer un poco de publicidad de la marca, la cual agradecemos su confianza en nosotros.

Nissan Leaf - HGPSu estética es peculiar, en la parte delantera impactan las voluminosas ópticas en forma de lágrima, sobresalen bastante del capó motor. La linea exterior se destaca por sus voluminosidades redondeadas, todo pensado para fluir por el aire y tener un coeficiente bajo. La parte parte trasera es sencilla, con unas grandes ópticas y una forma redonda en general. Personalmente, no me acaba de gustar la estética, hubiera preferido que Nissan siguiera la linea marcada por el nuevo Micra o el resto de la gama, eso parece que será en el nuevo Leaf 2018 por las imágenes que circulan.

Abrimos el coche, entramos dentro y sus asientos de piel nos envuelven de manera cómoda, (tengo en la mente la comodidad del X-trail). El salpicadero es austero, la calidad de los plásticos es mejorable, son de un tacto rugoso y duro. El cuadro de mandos es digital pero parece del pasado por la infografía que muestra, algo que dista en cambio de su pantalla táctil central, en ella encontraremos el Bluetooh con música en streaming, audio Bose, navegador, menú Zero Emissions y controlaremos nuestra batería, estaría bien que el cuadro de mandos se dotará de la misma tecnología que esta pantalla. El maletero es grande, con 355 litros, podemos apreciar el subwoofer bose y una mochila con los cables para cargar el Nissan Leaf.

Nissan Leaf - HGPEste Nissan Leaf tiene una bateria de 30 kWh y 109 CV y 254 Nm de par motor con una teórica autonomía de 250 kilómetros como máximo, nuestra unidad viene con un 60% de la batería y 120 kilómetros de autonomía que son suficientes para recorrer nuestro primer trayecto. En el volante encontraremos el botón de “eco”, al pulsarlo, nuestra autonomía subirá pero el coche se volverá más lento, es normal, no se puede tener todo. Tenemos una caja de cambios automática con dos funciones D/B, la D es para uso normal y la B “Brake” hace que el freno sea mayor para recargar más la batería.

Iremos de Molins de Rei a Martorell, allí recargaremos y luego iremos a casa, en total unos 70 kilómetros, un uso normal para ir a trabar y moverse por ciudad en el día a día. Seleccionamos el modo D y Eco, el coche se muestra ágil de reacciones pero como vamos un poco tarde, quitamos el Eco, el cambio es abismal, el Nissan Leaf acelera con fuerza. Entramos en la autovía, ponemos el control de crucero a 120 km/h y la autonomía empieza a bajar, nada preocupante. La suspensión es confortable, no notamos las imperfecciones del terreno. Llevamos nuestra Iphone conectado y el Spotify sonando, el audio Bose muestra su carácter.

Llegamos a la oficina de Simtechpro, nuestro centro de comando, el Nissan Leaf ha consumido algo más de batería que los kilómetros reales que hemos conducido. Tenemos que decir que cuantas más cosas conectemos (climatizador, calefacción en asientos…) nuestra autonomía se resentirá, como hacia un poco de frío, teníamos conectado la calefacción en el asiento. Aquí no tenemos cargador rápido, la marca nos dice que una carga completa con la tensión domestica dura unas 12h, si vamos a un lugar de carga rápida, nos garantizan el 80% en 30 minutos. Esto es bueno saberlo porque en el navegador tenemos un apartado que nos marcará las gasolineras con este tipo de cargador que tengamos más cerca.

Pasan seis horas y por hoy decidimos plegar, la familia nos espera con ganas de vernos. Desenchufamos en Nissan Leaf, ha cargado más de lo que habíamos gastado, guardamos en el maletero los cables y salimos con el modo Eco. Con calma nos tomamos este trayecto, parece que el tiempo pasa de otra forma y se me hace raro el ir conduciendo sin ruidos, solo con un leve silbido y la música (¿donde esta el V10?). Este coche se muestra fantástico para esto, es ágil y salimos con fuera de cualquier situación. Llegamos a casa, conectamos el Leaf y lo dejamos dormir hasta mañana.

Nissan Leaf - HGPSubiendo las escaleras de casa, pienso en lo raro que se me hace, estamos tan acostumbrados a la gasolina que este cambio de chip es difícil y a mucha gente le da un poco de angustia tener esta autonomía, pero creo que estos días me servirán para poder hacer ese cambio. Realmente es más que de sobras si cada día lo cargas o mientras almuerzas o trabajas, lo estas cargando en algún punto de la ciudad.

Mañana iremos a Barcelona a una reunión, volveremos a Martorell y utilizaremos un punto rápido de recarga en Rubi. Parece que el mito lo vamos a desmontar.

Un detalle que Nissan me explicaba y la verdad es que es para pensárselo, no solo en el consumo que por cada 100 kilómetros tendremos un gasto de 1 euro, sino por este programa llamado Ahora Sí:

-Tres meses para cambiar. Si se adquiere un vehículo eléctrico Nissan, el cliente tiene tres meses para cambiarlo por otro modelo de Nissan si el coche no le convence, sin coste. Si se decide por un modelo de otra marca, es posible devolver el Leaf, aunque perderá una fianza de 3.000 euros.
-Larga distancia. La segunda parte del programa es la más interesante, Nissan pondrá a disposición de sus clientes de coches eléctricos modelos de Nissan de combustión para desplazamientos largos. Cada cliente, durante tres años, podrá utilizar un Nissan convencional durante 15 días, en periodos de no más de 7 días consecutivos y sin poder superar los 500 kilómetros diarios. Tener un coche eléctrico no es un impedimento para irse de vacaciones.
-Instalafácil. En el último punto se incluye la instalación y gestión de un punto de carga en la vivienda o plaza de parking del cliente sin ningún coste hasta un máximo de 1.000€.

0 Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *