Prueba Nissan Leaf 30 kWh: Día 7 Derribando el mito

Nissan Leaf final - hgp

Los eléctricos están aquí para quedarse, así es el Nissan Leaf

Toda una semana hemos pasado a los mandos de este Nissan Leaf de 30 kWh y la verdad, me ha sorprendido gratamente y puedo afirmar que la era de los eléctricos esta a punto de empezar. Es un coche que no tiene medias tintas, o te gusta o lo odias, es el precio que Nissan corre con este diseño tan peculiar. Su linea es totalmente diferente al resto de la gama (parece que el Leaf 2017 no será así), no tiene ese aire familiar que encontramos en todos los modelos de Nissan.

Nissan Leaf final - hgpPodemos decir que este diseño del Nissan Leaf está ciertamente condicionado por el coeficiente aerodinámico, un aspecto básico en todos los coches pero más aún en un coche 100% eléctrico, porque puede marcar la diferencia en su autonomía. Ponemos por ejemplo los faros, un diseño pensado para dirigir el aire hacia los espejos para evitar ruidos. En definitiva, estamos ante un vehículo distinto en todo, también en su diseño, y que no dejará indiferente a nadie.

El Nissan Leaf de 2016 venía con la novedad de la batería de 30kWh, es como viene nuestra unidad. Esta batería viene con un nuevo diseño y novedades en sus elementos químicos para propulsar en 50 kilómetros más al Leaf. La podemos encontrar en el suelo del coche y no ha variado ni su tamaño ni su peso, 21 kilos. . El nuevo diseño de la batería, que sigue teniendo 192 celdas, ha logrado aumentar un 26% la densidad de la energía y, según Nissan, se usa hasta el 95% de la capacidad de la batería, algo poco habitual, ya que este porcentaje es inferior en el resto de vehículos eléctricos.

Nissan Leaf final - hgpLa potencia de su motor eléctrico es de 109 caballos con un par de 280Nm, estas cifras mueven son soltura los casi 1.500 kilos del Nissan Leaf. Podemos afirmar que su respuesta es inmediata y se muestra un empuje con cierta contundencia, todo ello con la ausencia de ruidos y vibraciones, solo un pequeño silbido. El motor impulsa al Leaf de 0 a 100 km/h en 11,5 segundos, cifras cercanas a los hermanos de gasolina o diésel con la misma potencia. La diferencia es que disponemos de todo el par desde el momento de pisar el acelerador, sin lag.

Si hablamos del cambio de marcha, su pomo parece sacado de una Playstation o de la nave de Star Trek. Realmente es muy sencillo de activar, solo tenemos que tirar hacia abajo para salir adelante o para arriba para engranar la marcha atrás. Si tiramos hacia abajo dos veces, pondremos el modo B, indicado para recargar más la batería en descensos ya que retiene al Nissan Leaf y regenera la batería. A más del Modo B, en el volante tenemos el modo ECO, igual que la B pero además limita la respuesta del acelerador para que no consumamos más de la cuenta.

Nissan Leaf final - hgpTodo esto esta muy bien, pero la gran mayoría de gente tiene miedo o piensa que su autonomía le puede ahogar mentalmente, pero este Nissan Leaf ofrece 250 kilómetros y lo sitúa al frente de sus competidores (no contamos con Tesla aún). Pero la verdad es que pocos hacen más de esos kilómetros diariamente para su uso cotidiano (trabajo, colegios, compras…), distancia más que suficiente para todo el día. ¿Cuál es el problema entonces? Pues la falta de puntos de recarga, si vivimos en la gran ciudad no tendremos problemas pero fuera de ellas aún esta un poco verde y queda mucho para estar al nivel de otros países. Nissan ofrece la posibilidad de instalarte gratuitamente un cargador en tu parking, una gran apuesta de los japoneses para liderar el proyecto de coche eléctrico. Así que la autonomía no tiene que ser un problema realmente, solo te queda cambiar de una vez el chip mentalmente.

Desde Nissan, han cifrado el coste de electricidad en 3 céntimos por cada kilómetro, es decir, 3 euros cada 100 kilómetros. A esto habría que añadir el coste del alquiler de la batería y el aumento en la factura de la luz por incrementar la potencia contratada. Al igual que sucede con la cifras de consumo homologadas por los fabricantes en los coches de combustión, la cifra de autonomía del Nissan Leaf 2016 en condiciones reales de conducción disminuiría frente a los 250 kilómetros homologados, nosotros hemos tenido siempre 200 kilómetros al 100%. Suficientes para cada día de la semana y sin recargar algunas noches.

Nissan Leaf final - hgpConclusión

Después de esta semana, hemos probado el coche en condiciones cotidianas, recorridos urbanos y autovía, visitas, compras, familia…. puedo afirmar que este Nissan Leaf es suficiente para este uso y algunos días sin necesidad de recargar el coche. Nos ha permitido hacer desplazamientos improvisados o con cierta prisa y sin temor a agotar la batería o preocuparnos por gastar más de la cuenta.

Algunos días que hemos tenido que recorrer más de 200 kilómetros, lo único que hemos tenido que hacer es mirar algún punto de recarga en la web o en el navegador del Nissan Leaf, encontrando ese punto (como si fuera nuestra gasolinera) hemos solucionado la falta de kilómetros para llegar y en 30 minutos teníamos el 80% de la batería. Suficiente para cualquier imprevisto.

Esta semana ha sido divertida, al principio me costó un poco el cambiar de chip y como mucha gente tenía ese miedo a quedarme sin batería pero luego piensas, es lo mismo que cuando baja la aguja de la gasolina y vamos a la gasolinera. Pronto se me quitó ese miedo, el Nissan Leaf te da la confianza suficiente solo con unos días con el y te das cuenta que los tabú o miedos con los coches eléctricos, desaparecen por completo. Es un coche que lo tiene todo, asientos de piel calafectables, navegador, música en streaming, pantalla táctil, bluetooth, cruise control, audio Bose, xenón… y peajes, zona azul gratis! ¿que más podemos pedir? Pues el plan “Ahora sí” de Nissan, con ello, el Leaf es una opción atractiva para ahorra en todos los sentidos con un coche total.

Aquí podréis ver el primer día -Día 1

Y aquí el tercer día – Día 3

 

0 Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *